Carandai - Indumentaria para empresas
Noticias
 

Home > Noticias

El tercio de las textiles de Rosario nació con la crisis

Empresas familiares, muchas nacidas tras la crisis de 2001, de bajo perfil exportador y con fuerte contenido de creatividad y diseño.

Esta es una panorámica de las compañías del rubro textil e indumentaria de la ciudad que sacaron los investigadores del Plan Estratégico Metropolitano (PEM) y la Fundación Barrancas del Paraná, perteneciente a la Facultad de Ciencia Política de la Universidad Nacional de Rosario.

Con la idea de captar qué está pasando en el encadenamiento productivo del sector textil, los investigadores Oscar Sgrazzutti y Virginia Fernández encararon un relevamiento que no sólo captó la información estadística sino que avanzó además en entrevistas personales con empresarios, sindicatos y cámaras del sector, para captar las experiencias reales.

El estudio -encarado por la Municipalidad de Rosario, la Agencia de Desarrollo Región Rosario y el PEM con el respaldo del Gruppo di Volontariato Civile de Bologna (GVC)- reveló que existen en la ciudad más de 228 empresas del rubro indumentaria y textil, de las cuales fueron consultadas 186. Sobre ese universo, el 88% son familiares (principalmente unipersonales o SRL). En tanto, el 30% de las firmas consultadas fueron fundadas en el período 2000/2004, "lo que demuestra que la actividad sigue siendo una respuesta a la salida laboral familiar", explicó la investigadora, quien recordó que se repitió un patrón que se había dado en la década del 70.

"El sector textil local demuestra dos grandes cosas, por un lado existe un grupo exitoso y por otro, es un refugio ante la crisis", apuntó Sgrazzutti. Por otra parte, el 25% de las firmas tercerizan sus actividades, con una "gran parte de economía informal a través de talleristas que trabajan para ellos".

En una ciudad cuyas compañías pulularon como una opción laboral tras la crisis -y tras el derrumbe de las grandes en la década anterior- la estructura empresaria está caracterizada por las pequeñas firmas (el 50% del total factura hasta 60 mil pesos al año). Un 33% son medianas y el 17% son grandes. Independientemente de su tamaño, su facturación creció en promedio un 10% entre 2004 y 2005 y prevén que ocurrirá lo propio este año.

A la hora de mostrar los números reales de ventas las compañías no sacaron todas las cartas, "esencialmente por temor a persecuciones fiscales", dijeron algunos empresarios. El trabajo concluyó que existe un alto grado de concentración. Por caso, en base a los datos aportados se desprende que el 7% de las empresas factura el 57% del total.

Por otra parte, ocupan a 1.900 personas, la mayoría de las cuales se encuentran en las grandes empresas. El 6% del total contrata al 43% del personal, que se concentra mayoritariamente en el rubro de producción (61%).

Como en otros rubros, el textil no es la excepción. Y ante las consultas efectuadas por los investigadores, la mayoría de los empresarios se quejó por la falta de mano de obra calificada, pese a que el 63% de los que trabajan son empleados con calificación.

En materia de mercado, el 50% de las empresas relevadas venden en el Gran Rosario, lo que demuestra que elaboran productos con una impronta cultural de la región y sólo el 5% exporta. De ese pequeño porcentaje, sólo dos compañías destinan la totalidad de su producción al mercado externo.

Para que este crecimiento en el número de empresas y su presencia a través del diseño y la calidad fueran posibles, las compañías invirtieron después de muchos años en la actividad.

Fuente: www.lacapital.com.ar

 
 
Carandai - Indumentaria para empresas